lunes, 22 de noviembre de 2010

PENSAR EN DIOS PUEDE REDUCIR EL STRESS





Pensar en un Ser superior puede ayudar a las personas religiosas a sentirse menos alteradas cuando cometen errores, pero puede tener justo el efecto contrario en las ateas.

Esto es lo que revela un estudio reciente elaborado por científicos de la Universidad de Toronto Scarborough, Canadá, y cuyos resultados se publicaron en la revista Psychological Science, editada por la Asociación para la Ciencia Psicológica de EE. UU.

En la investigación, los psicólogos han medido un tipo de ondas cerebrales relacionadas con las respuestas humanas de defensa ante errores —las señales de negatividad relacionada con error—, mientras los participantes en el estudio cometían fallos en una prueba.

De esta forma, los científicos constataron que aquellas personas que habían sido preparadas con pensamientos religiosos antes del test presentaron respuestas cerebrales menos acusadas ante sus propios errores que las personas que no habían sido condicionadas de esta manera previamente.

Por el contrario, para los ateos, los pensamientos sobre Dios pueden contradecir los esquemas de sentido con los que viven y, por ende, producirles estrés.

Noticia publicada en Prensa Libre (Guatemala)